Viaje y Cultura en Campania

Nápoles: historia

Breve resumen de la historia de Nápoles.

E-mail Print

DÓNDE - HISTORIA - ARTE - NATURALEZA - EVENTOS - COCINA

HISTORIA

Nápoles es una ciudad estupenda, famosa en todo el mundo por sus tesoros artísticos, naturales e historicos, que se extiende a los pies del Vesubio, en la zona del Golfo de Nápoles.
La ciudad tuvo origen en el siglo VII a.C. cuando un grupo de colonos griegos de Cuma, después de luchar contra los Etruscos, se establecieron en este lugar al que llamaron “Neapolis”.
En la segunda mitad del siglo IV a.C., Nápoles entró a formar parte del Imperio Romano y se convirtió en una de las residencias preferidas de Emperadores y Patricios que eligieron este lugar para construir sus magníficas villas.

Sucesivamente, Godos y Bizantinos se disputaron el dominio de la ciudad hasta que ésta no logró ser la capital de un ducado autonomo (763-1139) y mantuvo su indipendencia hasta que Ruggero II d'Altavilla, rey de Sicilia, impuso la dinastia normanda en estas tierras.
A esta dominación le sucedieron la dominación Sveva y la Angioina. Durante ésta última, el rey Carlo II d'Angio transladó la capital del reino de Palermo a Nápoles.
A partir de 1442, con la dominación aragonesa, la ciudad pudo gozar de un periodo de gran esplendor artístico dominado por la influencia catalana.

Más tarde, las guerras entre España y Francia llevaron a la ciudad a una fase de declino que duró hasta 1707, en la que no faltaron rebeliones y motines como la insurrección de Masaniello de 1647.
Durante la guerra de sucesión española, Nápoles pasó bajo el dominio autriaco hasta que Carlos de Borbón le dió de nuevo el papel de capital de un reino autonomo, lo que dió el paso a un nuevo periodo de esplendor y desarrollo.
La ciudad estuvo bajo el dominio Borbón hasta 1815. Mientras tanto, el sueño de la Unidad de Italia ya había conquistado a gran parte de la población que aclamó con estusiasmo a Garibaldi el 7 de septiembre de 1860, cuando llegó a la ciudad para sancionar definitivamente su anexión al Reino Sabaudo.

Por último, durante la Segunda Guerra Mundial, la ciudad fue bombardeada en más de 120 ocasiones además de ser víctima de feroces represalias nacistas. Este triste periodo concluyó con las históricas “Cuatro Jornadas de Nápoles”, que duraron desde el 26 al 30 de septiembre de 1943 y que pusieron fin a la ocupación alemana.

E-mail Print



sitemap xml
Powered by the Big Medium content management system.